Tecnología y Derecho

Blog sobre Propiedad Intelectual y Derecho de las Nuevas Tecnologías

Derecho de las nuevas tecnologías / Derecho Informático

Caso Uber: Comentario a las Conclusiones del Abogado General

 

Taxi vs. Uber  – Conclusiones del Abogado General del TJUE

No es ni mucho menos la primera vez (ni será la última) que hablo de Uber en este Blog. Considero que la actividad de esta empresa propone uno de los retos más interesantes a los que se ha enfrentado el Derecho de las nuevas tecnologías. Además, se trata de una cuestión transversal, en la que el Derecho tecnológico afecta a otros ámbitos, como en este caso sucede con la regulación en materia de transporte. No son pocas las empresas en el ámbito de la economía colaborativa con las que he podido trabajar en este ámbito, por lo que considero importante reseñar esta cuestión.

Como bien conocéis, Uber, además de numerosas batallas de carácter administrativo, se enfrenta a dos procedimientos judiciales en España: la demanda interpuesta en el Juzgado de lo Mercantil nº2 de Madrid y la demanda interpuesta en el Juzgado de lo Mercantil nº3 de Barcelona. Sendas demandas fueron interpuestas en el año 2014 y están basadas en una cuestión de competencia desleal. Tras la admisión de las demandas, dichos juzgados llevaron a cabo actuaciones muy distintas. Por un lado, el primero de ellos dictó un auto de medidas cautelares paralizando la actividad de Uber en España de manera permanente (al menos, en lo que concierne a su servicio “UberPop”). Por otro lado, el homólogo de Barcelona, decidió interrumpir el procedimiento para plantear una cuestión prejudicial ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE).

A este respecto, el Abogado General plantea sus conclusiones sobre el caso en cuestión antes de que el TJUE resuelva una cuestión. Esto no se trata de un dictamen vinculante, sino de una función consultiva, dependiendo en todo caso la decisión final del propio Tribunal. No obstante, resulta interesante analizar estas conclusiones planteadas pocas semanas atrás (texto íntegro aquí).

¿Qué concluye el Abogado General en el caso Uber?

El Abogado General nos presenta unas conclusiones bastante extensas en las que examina detalladamente la actividad de Uber. Esto, de por sí, es un arma de doble filo, ya que se podría aprovechar este procedimiento para aclarar el papel de otros actores del ámbito de la economía colaborativa y no únicamente de Uber. No obstante, sí que incluye alguna referencia que parece dirigirse directamente al caso BlaBlaCar, como veremos más adelante.

En cualquier caso, el Abogado considera que, en el caso de Uber, la prestación de poner en contacto pasajero y conductor, facilitada por vía electrónica, ni es autónoma ni principal en relación con la prestación del servicio de transporte (pese a que éste lo preste el usuario y no propiamente Uber). Por ello, el servicio ofrecido por Uber no puede calificarse, según el Abogado General, de «servicio de la sociedad de la información», sino que Uber se encarga de gestionar y organizar un completo sistema de servicios de transporte urbano bajo petición.

¿Por qué puede afectar esta interpretación a otros actores de la economía colaborativa y empresas del ámbito digital?

El régimen de responsabilidad limitada de los prestadores de servicios de la sociedad de la información es una de las herramientas esenciales para permitir el correcto desarrollo de la economía digital. Esto se observa en numerosos supuestos, como sería el de las aplicaciones que permiten la compraventa de artículos de segunda mano entre particulares, en el que no se puede pretender hacer responsable a, por ejemplo, Wallapop, de que un usuario haya engañado a otro vendiendo un producto que no coincidía con lo pactado o anunciado. Si esto no fuera así, directamente no podrían existir empresas como estas, pues su actividad se vería completamente imposibilitada por un régimen de responsabilidad inabarcable (nota: no estoy comparando Uber con Wallapop, únicamente utilizo el ejemplo para ilustrar el régimen de responsabilidad de los PSSI).

A tal efecto, cualquier ruptura de la condición de mero prestador de servicio de la sociedad de la información en relación con una empresa que desarrolla y gestiona una plataforma digital es perjudicial para el sector. En el caso concreto de Uber, quizás podemos encontrar muchas cuestiones éticas, políticas y jurídicas en contra de su actividad, de la misma manera que debemos tener en cuenta que las conclusiones del Abogado solo se centran en la actividad “UberPop”. Sin embargo, todas estas cuestiones son completamente irrelevantes de cara a lo que estoy planteando ahora mismo: eliminar a cualquier prestador de servicios de la sociedad de la información del régimen jurídico que le es inherente es perjudicial para las empresas de ámbito digital. No obstante, expongo esto como norma general, si bien estaría por ver que estas consideraciones verdaderamente se acaben aplicando o no a otras empresas diferentes a Uber en el futuro, en función de cada caso.

Todo ello sin perjuicio de que aún no se ha pronunciado el Tribunal, solo el Abogado General. Por tanto, ya que las conclusiones del Abogado General no son vinculantes, es posible que el TJUE las obvie en todo o en parte. [Actualización: finalmente el TJUE resolvió sobre este asunto en sentido similar al Abogado General, así que no lo ha obviado]

Por último, resaltar que el Abogado General aclara que Uber no ofrece un servicio de vehículo compartido, ya que los pasajeros deciden el destino y a los conductores se les abona un importe que excede ampliamente del mero rembolso de los gastos ocasionados. De esta manera, parece que el Abogado pretende adelantarse a las propias consecuencias de su interpretación y dejar una vía de escape para que BlaBlaCar y otras empresas similares pudieran ser objeto de un encaje distinto a estos efectos. Esto es, sin duda, muy importante, pero nos vuelve a dejar en un ecosistema de “caso por caso” que tanto hemos sufrido en otros ámbitos a nivel de interpretación de la legislación europea, el cual impide sentar reglas claras que aporten seguridad jurídica a los operadores en el ámbito de la prestación de servicios a través de internet.

1 Comentario Caso Uber: Comentario a las Conclusiones del Abogado General

Deja un comentario